PROPONEN “RECONVERTIR” LOS CONCURSOS DE BELLEZA

PROPONEN RECONVERTIR LOS CONCURSOS DE BELLEZA

La legisladora provincial Liliana Montero ingresó en la Unicameral una iniciativa que plantea reconfigurar este tipo de certámenes. Propone, en cambio, reconocer logros intelectuales, artísticos y deportivos. LINK A LA NOTA

LEER MAS

09/11.  SE APROBÓ LA NORMATIVA PARA REGULAR LA ACTIVIDAD DEL ACOMPAÑANTE TERAPÉUTICO

09/11. SE APROBÓ LA NORMATIVA PARA REGULAR LA ACTIVIDAD DEL ACOMPAÑANTE TERAPÉUTICO

09/11/2016. Por primera vez los acompañantes terapéuticos tendrán una ley que regule su actividad. Esta ley permite regular una profesión que existe desde hace muchos años y que tiene más de 1.500 profesionales en toda la provincia que vienen ejerciéndola ...

LEER MAS

25/10.  NO A LA CANTERA SOL DE VENUS

25/10. NO A LA CANTERA SOL DE VENUS

25/10/2016. Hoy, los vecinos de La Quintana y San Isidro participaron masivamente en la segunda parte de la Audiencia Pública para difundir un sentido mensaje de NO A LA CANTERA SOL DE VENUS. Los habitantes que de siempre contaron las historias ...

LEER MAS

11/10.  RECONOCIMIENTO PERIODISTAS MEGACAUSA LA PERLA

11/10. RECONOCIMIENTO PERIODISTAS MEGACAUSA LA PERLA

11/10/2016. Legislatura de Córdoba. Sala Regino Maders. Reconocemos a nuestros periodistas que durante el Juicio de la Megacausa La Perla han desarrollado la importante tarea de comunicación. Un rol central en la defensa por los Derechos Humanos. Constructores de la ...

LEER MAS

07/10. MARCHA POR EL DERECHO A LA SALUD MENTAL

07/10. MARCHA POR EL DERECHO A LA SALUD MENTAL

"La salud mental se planta. ¡Que broten nuestros derechos!"   El proximo viernes a las 18:00 hs  

LEER MAS

PROYECTO DE RESOLUCIÓN. FECHA 20-04-2017. ASISTENCIA ESTATAL: PAICOR

LA LEGISLATURA DE LA PROVINCIA DE CÓRDOBA

RESUELVE

Dirigirse al Ministerio de Desarrollo Social y a la Secretaría General de la Gobernación para que en virtud de lo dispuesto por el artículo 102 de la Constitución Provincial, informe en un plazo de siete (7) días sobre los siguientes aspectos referidos a asistencia estatal:

  1. Listado de organizaciones civiles, centros comunitarios, comedores infantiles y/o barriales, centros de cuidado y desarrollo infantil, “copa de leche”, y cualquier otro dispositivo comunitario y/o barrial que el Estado provincial apoye económicamente para que se sirva comida, ya sea desayuno, almuerzo, merienda y/o cena. El listado debe contener, como mínimo, los siguientes datos: nombre de la organización, localidad, dirección exacta, barrio, cantidad de raciones diarias servidas.

  2. Monto dinerario que la Provincia paga por día por niño/niña/adulto/adulta.

  3. Cantidad de beneficiarios del Paicor de los últimos 10 años, incluido 2017.

  4. Si hay algún plan del gobierno provincial para ampliar la cantidad de beneficiarios del Paicor, para mejorar la calidad nutricional de las raciones y/o para aumentar el monto que se paga a las organizaciones del punto 1.

Lic. Liliana Montero

Legisladora Provincial

FUNDAMENTOS

En agosto de 2014, tanto la Provincia como el Municipio reconocían que en los meses anteriores había aumentado 40 por ciento la demanda social de asistencia estatal. Las crónicas periodísticas posteriores sobre las necesidades y el hambre en los barrios en esta provincia continuaron mostrando este flagelo. Sin embargo, cuando hace unos días se conocía que el Gran Córdoba cumplía el vergonzoso récord de tener las tasas más altas de pobreza e indigencia del país, las autoridades provinciales se mostraron sorprendidas. Es necesario repetir los números porque es nuestra responsabilidad hacer algo –mucho- para revertirlo: la pobreza en nuestra provincia es del 40,5%, mientras que la de Argentina es del 30,3%, a la vez que la indigencia local es de 10,8%, mientras que la del país de 6,1%. En indigencia, la de Córdoba triplica a la del Gran Rosario (3,8%), y en pobreza sólo la superan Santiago del Estero-La Banda (44%) y Concordia (43,6%).

Es decir, que en la capital provincial y sus localidades suburbanas hay casi 618 mil personas cuyos ingresos no les permiten adquirir una canasta de alimentos y servicios que el Indec considera el umbral mínimo de una vida fuera de la pobreza. De ese universo, algo más de 453 mil son pobres y casi 165 mil son indigentes, con ingresos que no les permiten comprar ni siquiera la canasta alimentaria básica, sin servicios.

El gobierno provincial no puede sorprenderse; todo lo contrario: contribuyó de manera directa en este desenlace. Varias son las razones. En primer lugar, año tras año, ha subejecutado los programa sociales, según lo demuestran informes realizados por quien suscribe, por la legisladora Elisa Caffaratti y por los medios periodísticos provinciales.

Por ejemplo, de un informe de mediados del año pasado realizado de mi autoría, surgía que al menos 35 programas sociales y de inclusión social estaban subejecutados, con menos del 40% del presupuesto comprometido, a pesar de haber transcurrido la mitad de 2016. Los programas subejecutados son los de siempre: aquellos destinados a atender las problemáticas más graves y a las personas más vulnerables de nuestra provincia, como niñez, discapacidad, mujeres en situación de violencia, adicciones, nutrición, sólo por nombrar algunos.

En segundo lugar, en los primeros meses de 2016 las autoridades gobernantes de esta provincia tomaron una decisión vergonzosa que, sin dudas, iba a contribuir a las escandalosas cifras de pobreza sobre las que hoy se sorprende: recortar el padrón de beneficiarios del Paicor. Según datos de CIPPES, en 2014 había 246 mil niños beneficiarios, mientras que en 2016 la Provincia admitió que en el padrón figuraban 187 mil niños. Es decir, un recorte del 24 por ciento. Estamos hablando de niños y de comida. Infancia y nutrición. Nada más básico ni más necesario. Ni tan cruel cuando es insuficiente.

En tercer lugar, según datos periodísticos, con la excusa de que su responsabilidad es sólo un “aporte” a una tarea social de “otros”, la Provincia paga miserias a las organizaciones barriales y comunitarias que a fuerza de trabajo voluntario se hace cargo de lo que el Estado provincial no le importa: darle de comer a niños y niñas, a ancianos, a la población más vulnerable de Córdoba. Según publicaciones de marzo de este año, el Gobierno haría un “aporte” de apenas $2,5 por niño por “copa de leche”, es decir, por desayuno o merienda. Para colmo, tomó la medida de quitarles módulos alimentarios porque estos, supuestamente, fueron reemplazados por la tarjeta social.

Ante este panorama atroz –la palabra no es una exageración, vivimos en una provincia sojera, donde abundan las fortunas naturales y económicas, con los más altos índices de pobreza- como legisladores necesitamos saber qué está haciendo el Gobierno para paliar la más básica de las necesidades: la del hambre.

No podemos seguir mirando hacia otro lado, hacia el costado, hacia el pasado; no podemos seguir haciendo promesas futuras; el hambre se soluciona hoy o no se soluciona.

Por las razones expuestas solicito, aprobación del presente proyecto.

Lic. Liliana Montero

Legisladora Provincial